Masaje…

masaje hombre

En la categoría de RenovARTE tengo una actividad para ti, que funciona muy bien…

Al consentir a esa persona especial con la que tienes conexión muy importante, te consientes a ti mism@, lo que te hace tener esa sensación de renovad@… Estoy hablando de un masaje, pero no un simple masaje; me refiero a un spa casero para la pareja.

Primero, le regalas a tu pareja un baño rico, le preparas el baño con incienso, música rica, velas, preparas su toalla, apagas las luces y lo haces pasar para que se bañe a la luz de las velas en un ambiente totalmente relajante. Además de eso puedes poner un post-it con un mensaje cariñoso deseándole que disfrute su baño.

Mientras él se baña, preparas la recámara con un ambiente similar al del baño, es decir, con velas, loción en las sábanas, incienso, música (te recomiendo de sax) y algunas cremitas cerca. También puedes preparar un café, el sillón, una mesita cerca del sillón para que beba su café al salir del baño, mientras prendes las velas de la recámara y te preparas para el masaje. Al salir del baño, lo invitas a pasar al sillón y a tomar su café o la bebida que más le guste, y le indicas que en unos minutos podrá pasar a la recámara.

Después de unos minutos en el sillón, le llamas para que entre a la recámara y ya con música, lo invitas a acomodarse en la cama para empezar la sesión de masaje.

No tienes que ser un(a) masajista profesional, sólo hacerlo con dedicación, cariño, hacerl@ disfrutar y disfrutar mientras das el masaje por cada parte de su cuerpo, que si es tu pareja, debe gustarte bastante. Lo demás lo dejamos a la creatividad de cada quien, o a lo que fluya en esta noche mágica de Spa casero a la pareja.
<
Ya verás como haces sentir a tu pareja renovada y a su vez, tú te sientes renovad@.

¡Éxito!

MARIPOSA

Con el correr de los años confirmo que soy una mariposa…

Me encanta la libertad y disfrutar de mi espacio…

Volar y sentir el aire, y que el aire me sienta a mi…

Muero un poco cada día, pero la mañana siguiente es un renacer,

y saboreo el proceso requerido para ir de oruga a mariposa otra vez…

Como mariposa, a veces, suelo meterme a terrenos peligrosos

 donde me expongo como presa fácil ante el cazador, sin embargo,

logro liberarme sin escapar de la realidad y vuelo más alto…

Soy una rara especie… pues llevo en mi memoria la que ayer fui

con la intención de ser mejor,

 a veces lo logro, a veces no…

Soy mariposa o quizá, mujer… con MAGIA DE MARIPOSA!

 

Kenny Pineda.